Proyecto Víbora II

Seguramente, cuando hoy viernes, 8 de agosto de 2014, se inaugure oficialmente el Proyecto Víbora II quedará alguna parcela sin acabar. Pero a Cuadernos Viajeros le ha cundido la tarea. El martes estaba terminada la parcela propia y la adyacente de Estudio E 14 en la que se echó una mano, y el miércoles, se comenzaba a ayudar a Loli Parra en su homenaje personal a su sobrina. Tres parcelas en siete días, y el maestro Zen que dice que hasta Navidad podemos estar dándole. ¿Será posible? Pocas veces el grupo entero se ha integrado en una sola pieza como en esta ocasión. Cada uno ha acudido al río según su propia disponibilidad; algunos han hecho más horas que el reloj de fichar, otros han  robado todo el tiempo que han podido a sus quehaceres y obligaciones; alguno ha estado presente sólo con su ánimo, pero todos se han entregado totalmente al proyecto, con una pasión y un ánimo que han hecho tambalearse las reservas farmacéuticas de ibuprofeno.
Cuando todo el equipo juega bien, todos los jugadores se han vaciado en el campo y se  gana por goleada, es difícil y hasta injusto destacar a alguien, pero pensamos que Mariano nos representa a todos con ese espíritu de ilusión y de lucha que lleva a las siete de la mañana a preguntar por el WhatsApp: “¿Por dónde sigo?”. “Por el rojo”, se le contesta. “Eso ya lo he hecho”, remata Mariano por la escuadra. Y sales pitando para el río.
Cuadernos Viajeros puede sentirse muy orgulloso y satisfecho del trabajo que se ha realizado en el Proyecto víbora II, donde se ha dejado una huella que no supera la que cada uno a añadido a su alma.

This entry was posted in murales, Víbora and tagged , . Bookmark the permalink.

3 Responses to Proyecto Víbora II

  1. Ramon says:

    Gracias a todos los cuadernistas por la semana que hemos vivido. La pintura se perderá del lecho del río pero el recuerdo de estos días pervivirá imborrable en nosotros.

  2. Loli says:

    Una experiencia preciosa. Gracias a todos.

  3. Exmaestro Zen says:

    Ejem, ejem. Gracias.